26 de enero de 2015

4 días a remojo

Quiero pensar que no somos de extremos, la historia pasada y actual nos demuestra siempre que los extremos nunca conllevan nada bueno. Pero la realidad es que fue acabar los exámenes y queríamos estar en el agua, las condiciones casi importaban poco, siempre que hubiera algo allí estaríamos aunque fuera a remojo.
Y así es que llevamos cuatro o cinco días, ya no lo sé muy bien, algún baño hemos rascado con alguna ola divertida aunque por mi parte noto muchísimo la falta de entrar, sobretodo a la hora de remar, ¿os pasa? De todas formas no cambiaría por nada estar allí en el agua con la paz que el mar te da y que todos conocéis, el coger más o menos olas, mejores o peores también acaba siendo algo muy secundario. 
Hemos aprovechado para fotografiar bastante también, la cosa en definitiva era no estar en casa jajaja, ¡hay que moverse! Disfrutar de esta Asturias tan bonita que tenemos. 
Os dejo alguna foto de las que salieron de estos días, esperamos que os gusten







Corriendo tras la ola.

No hay comentarios:

Publicar un comentario