9 de junio de 2011

Son pardos, los gatos I

Vetusta en la noche, es una ciudad algo más amable, algo mas tranquila, algo mas fotogénica.
No me gustan mucho las ciudades no es ningún secreto, pero noches veraniegas sin gente puedo hacer una excepción.
Patinar por sus calles sin que nadie te ponga malas caras, solo teniendo cuidado con el camión de la basura y rezagados que hacen tiempo para no ir a sus casa.






Coriendo tras la ola.

2 comentarios:

  1. Absolutamente de acuerdo contigo, sobre todo en lo de patinar tranquilo, que se habla mucho de masificación en los picos, pero las calles tambien se masifican jajaja

    ResponderEliminar
  2. Totalmente de acuerdo contigo una buena noche de verano con el patin es una maravilla, un saludo bonitas fotos.

    ResponderEliminar